Follow by Email

sábado, 28 de septiembre de 2013

La Malinche enamorada




Realmente otra vez nos topamos con otra fabulosa historia escrita por Celestino Gorostiza, llamada La Malinche, drama en tres actos; obviamente encontramos como protagonista a la Malinche o también conocida como Malintzin. La leyenda cuenta que ella fue la que traicionó a su nación, por servirle a Cortés como traductora ante los mexicanos. Su historia es emocionante y hasta cierto punto comprensible, puesto que ella tuvo un destino cruel, ya que fue desterrada de su pueblo, le quitaron lo que le correspondía y la convirtieron en esclava, va a parar con Cortés, éste la enamora, la usa, termina embarazada de él y por último ignorada por él español y por los de su raza, ¿pudo haber sido peor su vida? La respuesta queda en el aire, pero es del conocimiento de todos que ella es la villana del cuento, al menos por mayoría de votos.

       Adentrándonos en lo qué es en sí la trama de la historia encontramos tres partes (como bien lo indica su titulo): la primera es el primer encuentro entre la Malinche y Cortés y como a partir de ahí ella va hacer uso de ella como traductora y así, manipular las cosas a su beneficio; en el segundo acto ya la guerra está en pleno apogeo y tratan de hacerla cambiar de parecer pero el amor la tiene idiotizada y no piensa traicionar a Cortés; en la tercera ya es madre de un bebé mestizo, fruto de su aventura y para desgracia de ella, aparece en la historia la que es la esposa de Cortés, Catalina. Malinche actúa de una manera muy inteligente ante la pareja, pero, queda la incógnita si ella fue la que mató a Catalina o fue Cortés; evidentemente Gorostiza nos presenta un final abierto y eso es magnifico porque el lector imagina lo que quiere; en mi caso, yo pensé que la Malinche fue la que asesinó a Catalina.

      No debo olvidar relacionar la lectura con la teoría de la semana y oh sorpresa, la teoría fue de lo más sencilla y fácil de entender, pues resulta que Versenyi y Villegas hablan de la Conquista, que son temas que se van a enseñar a través de este tipo de obras como la de Gorostiza. Y siendo realista, esta obra vino a reforzar lo poco que aprendí en mi formación básica, conocí otra cara, que no me parece manipulada o mucho menos falsa. Lo más importante aquí es que así los españoles impusieron la educación a través del teatro, es un recurso que los mexicanos robaron y hay que confesar que es una buena herramienta porque realmente sí se aprende.

    Para cerrar el caso de la Malinche, creo que ella no ha muerto, o al menos una que otra reencarnación de ella anda suelta por el mundo, porque, ¿qué mujer no se vuelve loca por un hombre y es capaz de traicionar a los suyos?

2 comentarios:

  1. Es cierto, parece vida de santos la biografía (hagiografía) de la Malinche y, sin embargo, nadie le rinde culto. Yo digo que fue Cortés quien mató a su esposa. La noticia no es muy clara en ningún registro, no hubo testigos y a los que luego declararon en su contra, se les nota la conveniencia en su discurso. Uhhh, vaya final de tu post!!!
    ¿Cómo está eso del robo de los mexicanos? No entendí.

    ResponderEliminar
  2. Ah, es que creo que no plasmé la idea completa, es que los mexicanos les robaron a los españoles la manera de evangelizar a los indios, siento que ahora que hay tantas religiones, cada persona busca acaparar más seguidores y dicho acto me recuerda a los frailes con sus conversiones.

    ResponderEliminar